Inicio > Gestion del conocimiento > Ahí se queda la canción

Ahí se queda la canción


Vamos a darle música a este blog. En el año de su muerte, 1990, Gato Pérez grabó el número ‘Ahí se queda la canción‘. No es de sus mejores composiciones, pero la traigo aquí porque es el primer himno de la música libre, una década antes de las redes p2p, del top-manta y de que algunos llamaran piratas a casi todos. Si el Gato viviera, sería partidario de que la música corriera libre, ‘como un globo sin gobierno al que arrastra la corriente‘. Mal que le pese a la $GAEcon materia tan sutil no se puede hacer fortuna; es como vender parcelas en un cráter de la luna‘. Di que sí: ¡libertad para los bits!

http://odeo.com/flash/audio_player_gray.swf
powered by ODEO

Sus canciones suelen tener letras oceánicas, y ésta no es una excepción. He resaltado los versos pertinentes. ¿Algún fan del Gato Pérez entre la audiencia?

Ahí se queda la canción

Ahí se queda la canción
resonando en las paredes
como el humo en la estación
cuando se marchan los trenes,
en el mundo hará su vida,
correrá tras los placeres
como una pantera infiel
retozando en los burdeles.

La canción no tiene autor,
es pura piratería que retrata
los momentos angustiosos de la vida.

Quien no sufre y quien no llora
no conoce sus favores
es un caro privilegio
del que gozan perdedores.

Como estela de un reactor
que se aleja en la distancia
la canción no da a su autor
la más mínima importancia

Cicatrices de un amor
que traiciona la esperanza
y en momentos inspirados
una forma de venganza

Ahí se queda la canción
levitando en los papeles
como un ruido de reclutas
cuando dejan los cuarteles.
Instantánea fue su dicha
intangible su materia:
el destello de un obús
visto desde la trinchera

La canción va por ahí
y la tocan mercenarios
que burlando la emoción
se fabrican un salario.
Como un globo sin gobierno
al que arrastra la corriente
como una bala certera
llega al alma de la gente.

Nace con el desamor
y reaviva la nostalgia
es la válvula de escape
por donde se expresa el alma.
Con materia tan sutil
no se puede hacer fortuna
es como vender parcelas
en un cráter de la luna

Ahí se queda la canción…

Resonando en las paredes
como el humo en la estación
cuando se marchan los trenes
ahí se queda la canción.

Ahí se queda la canción…

Levitando en los papeles
como un ruido de reclutas
cuando dejan los cuarteles
ahí se queda la canción.

Technorati tags >

  1. 23/10/2006 de 23:58

    Otro día histórico para este blog (y casi pierdo la cuenta): incorporamos el sonido. Y a riesgo de parecer palurdo: \”lo bien que suena\”.Muy bien elegido el tema: \”Ahí se queda la canción\”. Y aquí se queda este blog, como una bala certera, esperando llegar al alma de alguna gente.Bien lo dijiste un día (y ya ves que no cayó en saco roto): \”lo importante no es el autor, sino disfrutar de la canción\”. Y en ello estamos.

  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: