Archivo

Archive for 24 abril 2006

17 de mayo: Día de Internet

El pasado 27 de marzo de 2006 la Asamblea General de las Naciones Unidas adoptó una resolución declarando el 17 de mayo como día mundial de la Sociedad de la Información, de acuerdo con el párrafo 121 de la Agenda de Túnez para la Sociedad de la Información.

La Asociación de Usuarios de Internet (AUI) organiza en ese fecha el Día de Internet con objeto de dar a conocer las posibilidades que ofrecen las nuevas tecnologías para mejorar el nivel de vida de los pueblos y de sus ciudadanos.

Con motivo de la celebración del Día de Internet el 17 de mayo, y de acuerdo con los principios expresados en la Cumbre Mundial sobre la Sociedad de la Información de Ginebra, se ha redactado una “Declaración de principios para construir la Sociedad de la Información”, que puede ser suscrita tanto a nivel individual como colectivo en la web del Día de Internet.

El espíritu de esta Declaración puede resumirse en el siguiente párrafo:

“Declaro mi deseo y compromiso de construir una Sociedad de la Información centrada en la persona, integradora y orientada al desarrollo, en que todos puedan crear, consultar, utilizar y compartir la información y el conocimiento, para que las personas, las comunidades y los pueblos puedan emplear plenamente sus posibilidades en la promoción de su desarrollo sostenible y en la mejora de su calidad de vida, sobre la base de los propósitos y principios de la Carta de las Naciones Unidas y respetando plenamente y defendiendo la Declaración Universal de Derechos Humanos”.

En la página web del Día de Internet se puede obtener información detallada sobre los eventos organizados y sobre las noticias relacionadas con ese día.

Technorati tags >

No hay buen gobierno sin buenos ciudadanos (3)

23/04/2006 4 comentarios
Ascendiendo la escala de la participación ciudadana

En este blog hemos dedicado fragmentarios esfuerzos a ir bosquejando modelos, que nos ayudan a ir visualizando cómo podría ser esa utopía posible a la que llamamos Administraciones en red. Ahora, en cambio, estoy buscando modelos de una ciudadanía virtuosa (ver 1 y 2). Podría parecer que encuentro tan complicado transformar la Administración que prefiero intentar transformar a los ciudadanos. ¿He cambiado de bando? Nada de eso. No hemos cambiado de proyecto, sino que estamos abordándolo de manera más sistémica. No existe buena administración sin buen gobierno y no existe buen gobierno sin buena ciudadanía. También valen otras combinaciones de los tres elementos.

En nuestra modesta escala, estamos contribuyendo a la conversación acerca de algunas cosas 2.0. Además de lo cansadas que resultan estas modas a partir de las primeras mil repeticiones, con estos bautizos precipitados corremos el peligro de devaluar nuestro empeño. Una vez más, la tecnología puede ser usada, como en El Gatopardo, para que todo cambie sin que cambie nada. Sería muy triste que, al final, para ser un político 2.0, una administración 2.0 o un ciudadano 2.0, bastara con tener un blog. Julen Guerrero, ¿futbolista 2.0? Seamos más exigentes, por favor.

Con esta exhortación a la exigencia en mente, vuelvo a mis disquisiciones sobre la buena ciudadanía. Ya hemos dicho que la palabra clave es participación. Pero, ¿a qué se está llamando participación ciudadana? ¿En qué se está concretando?

Leer más…

La colaboración: oportunidad o amenaza (2)

23/04/2006 5 comentarios
Este post es un comentario al artículo anterior de Iñaki sobre la colaboración interadministrativa. Lo he ascendido de comentario a artículo, porque supera el número de caracteres que permite el editor de comentarios de Blogger. Sin leer primero el artículo anterior, éste tiene poco sentido.

Leer más…

La colaboración: oportunidad o amenaza

El gran reto de las Administraciones públicas actuales es colaborar entre sí para satisfacer mejor las necesidades de la ciudadanía. En el siglo XXI no es suficiente ejercer con eficacia las competencias propias, sino que es ineludible tener en cuenta al conjunto de agentes involucrados en la misma área de actuación. Si nos olvidamos de que hay otros agentes con responsabilidades en nuestras áreas de actuación no lo estaremos haciendo bien.

Utilizando un símil ciclista, hoy en día las Administraciones no estamos corriendo una crono individual, no podemos ir con la cabeza metida en el manillar ajenos a lo que pasa a nuestro alrededor, sino que participamos en una carrera por equipos, en la que el éxito dependerá de que seamos capaces de dosificar nuestras fuerzas conjuntas, aportando cada uno según sus posibilidades y sabiendo aprovechar el esfuerzo de los demás, tirando del equipo cuando haga falta, dando los relevos necesarios, y alcanzando juntos la meta. En las carreras por equipos sigue siendo necesario dar pedales, pero hay que aprender a correr de otra manera, teniendo en cuenta otras variables. Y merece la pena, porque la velocidad media es superior que en la carrera individual, se alcanzan mejores resultados. En la colaboración hay beneficio mutuo, es un juego de ganancia positiva.

Cuando pienso en las oportunidades de colaboración que hay en las políticas para el desarrollo de la Sociedad de la Información y, en particular, de la Administración electrónica, por citar las materias que me son más próximas, siento un calambre que me recorre todo el cuerpo. ¡Tantas Administraciones, tantos organismos, tantos funcionarios enfrentándose a los mismos problemas! ¡Cuanto trabajo duplicado inútilmente, cuantos recursos desperdiciados! ¿Es posible que vayamos cada uno a lo nuestro sin intentar compartir los esfuerzos y nos quedemos tan tranquilos?

Leer más…

Nuevas formas de organización ciudadana

Elkarri, movimiento social por el diálogo y el acuerdo, se ha transformado recientemente en Lokarri, red ciudadana por el acuerdo y la consulta.

Uno de los valores que propugnamos en Administraciones en red es el de la participación. Sin poner en duda que la representación democrática, en nuestro sistema político, la ostentan los partidos, hay que reconocer que existen también otros canales para que la ciudadanía pueda participar en la cosa pública. Elkarri ha sido un eficaz canal de activismo ciudadano, un auténtico laboratorio de participación.

Entre los objetivos de la transformación de Elkarri en Lokarri se encuentra el de construir un nuevo modelo de organización y funcionamiento:

“La forma de organización que adopta Lokarri quiere adaptarse a los modos de vida, los hábitos de relación y comunicación, y a la cultura organizativa y de activismo social de nuestro tiempo, caracterizados por su versatilidad, inmediatez y funcionamiento en red”.

A buen seguro que Lokarri servirá también como experimento de acción social, utilizando en este caso las posibilidades que la tecnología ofrece para la organización ciudadana, contribuyendo así a configurar la ciudadanía 2.0 del siglo XXI, esa buena ciudadanía necesaria para el buen gobierno.

Leer más…

Cervezas, blogueros y buenas vibraciones

20/04/2006 1 comentario

A iniciativa de Jaizki, se ha convocado un Beer&Blogs en Bilbao. Según parece, ya ha habido alguna experiencia anterior restringida a blogueros euskaldunes.

La cita es el próximo miércoles 26 de abril a las 20:00 horas en El Temple Bar, en Uribitarte 7, Bilbao.

Hay un wiki donde es posible apuntarse, aportar ideas, proponer cambios…

Este tipo de encuentros son indispensables para combatir el síndrome freaky causado por la soledad del bloguero. A mí, que llegaré tarde y sediento después de mi semanal partido de futbito, id sacándome una pinta de cerveza tostada.

Categorías:Blogs

No hay buen gobierno sin buenos ciudadanos (2)

19/04/2006 5 comentarios

Una ciudadanía cívica

Joan Prats, en su excelente “De la burocracia al management, del management a la gobernanza”, cita esta terrible frase de Rousseau:

“Los ingleses se creen libres, pero se equivocan, porque sólo lo son durante las elecciones de los miembros del Parlamento; desde que éstas terminan vuelven a ser esclavos, no son nadie. Y en el corto tiempo de su libertad el uso que de ella hacen bien merece que la pierdan”.

Precisamente en el momento en que la democracia ha triunfado como el menos malo de los sistemas existentes y, por tanto, como el único aceptable, los habitantes de la mayor parte de las democracias actuales sentimos algo de esta desazón roussoniana. Enrique Dans escribe que todos los partidos emiten un mismo mensaje electoral: “Una vez que tengo tu voto, ya tengo todo lo que quería de ti. Ahora, cállate y no molestes”.

Como bien señala Joan Prats, se nos ha vendido la democracia liberal como la única forma de democracia, pero se está encontrando “con muy serios problemas de legitimación, los cuales no proceden tanto de su incapacidad de producir desarrollo cuanto de la inadecuación de sus instituciones y prácticas a los anhelos y valores de gran parte de la ciudadanía de nuestro tiempo”.

Leer más…